CARAS

RSS

G Plus

Facebook

Instagram

27/11/2019

Lucas Madrid y su padre, amantes del surf

Desde Mallorca, el surfista compartió fotos en familia y con Gonzalo Madrid, quien lo inició en el deporte que hoy le da tantas satisfacciones.

Nota publicada en CARAS URUGUAY, julio 2019

Cualquiera podría darse cuenta de que Gonzalo Madrid (55) y Lucas Madrid (26) son padre e hijo. El parecido físico es evidente, pero mucho más notorio es su espíritu y su forma de encarar la vida.

El joven surfista uruguayo compartió con CARAS los secretos de la relación con su padre, la persona que lo incentivó a dedicarse a este deporte que tantas satisfacciones le ha dado .

“La relación con mi padre es de mejores amigos, compartimos muchas pasiones, especialmente por el surf, que es lo que más nos ha unido”, comentó Lucas desde Mallorca, sitio que su hermano menor, Luis (23) eligió para vivir, y uno de los puntos de referencia para el reencuentro familiar. “Nos reencontramos cada seis meses. En general, pasamos las fies- tas en Uruguay y después tratamos de coincidir en Mallorca”, dijo.

El deporte es moneda corriente en la familia, por eso si no hay olas, ellos se las ingenian para jugar al tenis o fútbol. “Siempre tuvimos una afinidad enorme a través del deporte, eso hizo crecer el vínculo familiar. Disfruto esa conexión que logramos, que además de ser sano para ambos generó un lazo muy cercano. Le agradezco a mi padre haberme iniciado en el surf y transmitirme esta pasión tan intensa. Es difícil entender cómo en invierno nos levantamos a las 5 am para tirarnos al agua helada” .

Gonzalo Madrid es un ex futbolista profesional, y como tal le inculcó a sus hijos la importancia del esfuerzo y la responsabilidad. “Mi padre siempre se esforzó por estar bien. En ese sentido somos parecidos, encaramos las cosas de la mis- ma forma. Cuando vamos a un lugar lo damos todo, siempre 110%, nos sacrificamos y queremos dar lo mejor y superarnos. Cuando representamos al país lo queremos dar todo. Vivimos de forma muy intensa y hacemos todo por nuestros sueños. La mejor de sus enseñanzas es que nunca baje los brazos. Hay que luchar y ser positivo. Hay que mantener el foco, perseguir los sueños y aferrarse a ellos”, concluye.

Edición Nro:

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *