CARAS

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

04/11/2013

Televisión

“Deseo ser cada día mejor persona”, Rafa Villanueva

Quizás muchos conozcan a Rafa Villanueva (40) en su faceta de conductor de TV en “Súbete a mi moto” o de radio en “Radiomental”;y asocien su nombre sólo a la risa y la diversión. Sin embargo, el comunicador es mucho más que “un tipo simpático”, es una persona sencilla, sensible y amorosa con las personas […]

Quizás muchos conozcan a Rafa Villanueva (40) en su faceta de conductor de TV en “Súbete a mi moto” o de radio en “Radiomental”;y asocien su nombre sólo a la risa y la diversión. Sin embargo, el comunicador es mucho más que “un tipo simpático”, es una persona sencilla, sensible y amorosa con las personas que quiere. Además, con los años, aprendió que lo importante de la vida pasa por carriles más profundos que ser “exitoso” laboralmente, y si bien se siente sumamente agradecido del cariño que recibe a diario del público, aseguró a CARAS en una charla sincera, que lo que más desea es ser cada día mejor persona. —Sus programas de TV son casi todos de viajes, ¿siempre le gustó viajar?
—Sí, siempre dije que una de las cosas que quería en mi vida era, primero ser el 9 de Peñarol, idea que quedó enseguida por el camino, y después viajar. Tenía muy pocas cosas claras en mi vida pero viajar era una de ellas. A los 12 o 13 años empecé un curso de
caricaturista, porque en Punta del Este había conocido a un hombre que viajaba por Latinoamérica y se solventaba haciendo caricaturas y quise hacer lo mismo. Después, con el tiempo, me ofrecen hacer un programa de viajes, y de ahí en más no paré. —En todos sus programas se lo ve súper extrovertido, transgresor, ¿era así también de niño o se fue soltando con los años? —No, para nada. Siempre fui una persona muy tímida y ahora soy un poco así también. Me pongo colorado, me dan pudor ciertas cosas. Siempre fui muy
respetuoso, en mi casa se respetaban a los mayores, a los vecinos, fue siempre una marca muy fuerte. Era un niño educadito, modelo, buen alumno. Pero se ve que ese costado
extrovertido lo tenía en algún lado y hoy me resulta fácil encontrarlo y laburar con ese perfil, pero siempre amparado por la cámara y un micrófono. Con mis amigos y familia sí soy más como soy en la TV, pero después soy muy tímido.

Edición Nro:

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *